Yo confieso.

Confieso que he caído en el desánimo más de una vez, que me he dejado llevar por la ira, que he juzgado noticias tras leer solo el titular, que he creído que mi verdad era la única y que tener razón me hacía poderosa. Confieso que esta situación me vino grande y no la entendía…

QUÉ TRISTE ES MORIRSE EN DOMINGO.

Qué triste es morirse en Domingocuándo las familias están reunidas en casaviéndose las caras nuevamenteese día que las visitas no están permitidasy las excusas no sirven de nada Irse en silencio casi de puntillascon la mano fríasin sentir ese cálido apretón del adiosque se queda en la piely hace más fácil la marcha Salir por…

DESESPERANZA

Ríos llenos de rabia socavando la tierra, erosionando las raíces del suelo que se agrieta bajo nuestros pies. El vapor de agua densa sube al cielo, cuyas nubes la mastican y transforman en lluvia ácida que quema. Se cubre el sol con grueso manto la luna se entristece, apagando su luz. La vida se consume…

Ira.

Mi boca tenía un horrible sabor a hierro, apenas sí podía incorporarme, sentía un martilleo constante en mis sienes, estaba sudando y olía como si hiciera semanas que no pasaba por el agua. Quizás fuera así, dada la imagen de desorden que vislumbraban mis ojos entreabiertos. La verdad no reconocía aquella estancia. La persiana estaba…